Desayuno erótico para comer acá, por favor

malparida-juana-viale-gabriel-corrado-261010tresLos rayos de sol atraviesan nuestra ventana. Las miradas deseosas se cruzan entre los dos, agito el cabello, él sólo observa por encima de sus lentes de lectura mañanera, amante de los pies femeninos, yo a medio vestir aún. Lo tengo de frente, deseosa de toda su esencia, levanto lentamente los pies para acariciar su entrepierna, él sede silenciosamente, empiezo a sentir como ese miembro se pone erecto, mmm ese placer es tan indescriptible, es la recepción de ese poder ancestral en mis pies.

Empiezo a humedecerme sin decir nada, el sigue leyendo, pero cediendo a ese placer, me deslizo por debajo de la mesa, cambio los pies por las manos, y sigue cediendo, bajo su bóxer, mmm está ahí concentrado su placer, su sexo sólo para mi, en todo su esplendor, amo su pene, así que no me detengo y mi lengua lo acaricia, mmm parece que le gusta, sólo da un breve gemido de placer, pero aun sigue leyendo. Acaricio sus piernas mientras introduzco todo su placer en mi boca húmeda, otro gemido de placer me hace saber que está a punto de dejar la lectura. Ojo esta en el área de deportes, no la está pasando nada mal. Sus dos placeres juntos.

Por fin me hala desesperado, ardiendo de placer, yo más húmeda que la selva después de una fuerte lluvia. Por fin logro sus manos en mis piernas, suben lentamente mmm, muerdo el labio y lo veo fijamente a los ojos, veo que estamos poseídos por el placer, me agarra las nalgas que tanto le gustan, las prieta en sus manos, me hala del pelo y besa agitadamente el cuello, mientras su mano derecha toca mi sexo. Todo sube de temperatura y se acelera todo, vamos tan rápido, quiero su pene penetrando toda mi vagina, me sube a la mesa, abro mis piernas en toda su extensión, inicia su desayuno saboreando mi sexo, se la devora toda, luego se detiene… siento que es una eternidad, me hala y penetra si misericordia; no clamo piedad, sólo quiero más y más…, es el mejor amante….

Provecho…

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *