Corazón roto

Me rompieron al corazón por primera vez a los 15 años. Era un chico uruguayo, su padre era piloto aviador y había llegado al pueblo en pleno auge de la siembra del algodón. Fue en su primer día del colegio, cuando le comencé hablar. Era tímido, no era guapo, pero su hablado nos volvía locas a todas las chicas. Eso provocaba a los chicos que sentían celos del recién llegado. Así que como pude lo protegía y terminé enrollada con él. Fuimos novios todo el año y fue con él que perdí la virginidad. En realidad, los dos la perdimos. Pero al siguiente año, el padre se marchó y se llevó a su familia a otro país, a salir volando y me dejo triste, muy triste. A partir de ese episodio, nunca más comprendí el amor y todo lo tomaba a la ligera. Nunca di tregua, pero siempre era eso, no me quería enamorar, por que no quería que mi vida dependiera de otra ruptura.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *