La importancia de la educación técnica en Guatemala

Omar Marroquín Pacheco

Para la emergencia mundial del COVID- 19, se constituye el grupo Núcleo fue liderado
por las siguientes personas: Dr. Rubén Velasquez, ex Decano de la Facultad de
Ciencias Químicas y Farmacia, Dr. Fernando Cajas, ex Director del Centro Universitario
de Occidente CUNOC y ex Director del Instituto Tecnológico Universitario
Guatemala-Palín, ITUGS y el Ing. Agrónomo Luis Alfredo Tobar, ex director del centro
universitario de Suroccidente CUNSUROC, y ex coordinador general de Planificación
de la Universidad de San Carlos de Guatemala, para evaluar la situación y poder incidir
en la emergencia.
En el contexto de la crisis sanitaria mundial, un grupo de héroes anónimos de la
Universidad de San Carlos de Guatemala (USAC) se unió al Grupo de Crisis,
coordinados por el grupo Núcleo, para diseñar y construir respiradores que salvarán
vidas, en la emergencia sanitaria mundial del COVID-19.
Un esfuerzo titánico:
● Se conformaron 5 grupos de trabajo distribuidos en Ciudad de Guatemala,
Quetzaltenango y Mazatenango.
● El trabajo de técnicos fue fundamental para poder construir los prototipos, los
médicos (neumólogos, internistas, intensivistas, médicos generales, veterinarios,
etc.) Se realizó de forma virtual para unificar todos los criterios.
● Se prioriza el uso de materiales disponibles en Guatemala para evitar la
importación en tiempos de emergencia.
● Se llevaron a cabo pruebas y modelaciones y simulaciones con pulmones
artificiales y los equipos de Casa Médica, quienes colaboraron sin costo alguno
en la implementación de este proyecto.
● Se realizaron pruebas en animales en un hospital veterinario.
● Se efectuaron pruebas en humanos en el Hospital Nacional de Quetzaltenango,
Hospital Roosevelt y Hospital General San Juan de Dios.
● El Ministerio de Salud Pública de Guatemala evaluó y aprobó los respiradores, en
tiempo récord, estas autorizaciones y validaciones por lo general llevan años.
Un resultado inspirador:
● Se diseñaron y construyeron 2 modelos de respiradores 100% chapines.
● Se donaron 330 respiradores a los Hospitales COVID, Hospitales Nacionales de
Quetzaltenango, Roosevelt y General San Juan de Dios.
● 30 respiradores fueron producto de donaciones privadas.
● 300 respiradores fueron fabricados en el ITUGS con sus alumnos de este instituto
técnico, con recursos financieros donados por la USAC.

Un legado invaluable:
● Este logro histórico demuestra la capacidad de innovación y el espíritu solidario
del pueblo guatemalteco.
● La USAC se consolida como una institución líder en la búsqueda de soluciones a
los desafíos del país.
● Se abre la puerta a nuevas oportunidades para el desarrollo de tecnología médica
en Guatemala.
En el desarrollo del proyecto uno de los grupos donde líder de dicho grupo fue el
inventor guatemalteco Luis Escobedo Gramajo, conjuntamente con Alejandra Aguila,
Natalia Vargas, Mercedes Furlan, Clara López de Paiz y Omar Marroquin Pacheco,
fundan el emprendimiento Respira qué conjuntamente con un grupo transdisciplinario
de científicos, ingenieros, médicos y comunicadores sociales unen esfuerzos y generan
una cánula ultrasónica nasal de alto flujo, para tratar la oxigenoterapia rigurosa y de
calidad a pacientes grado I y grado II infectados por COVID-19.
La cánula fue sometida a todas las pruebas técnicas y clínicas que como se acotó con
antelación fue la entidad Casa Médica quien dio todo el soporte técnico con sus
laboratorios especializados y del doctor Edgar Belton neumólogo, pediatra e
intensivista.
El propósito fundamental fue poder donar a hospitales departamentales del país, ya
que se consideró que esto podía constituir un valioso aporte a la estrategia de combate
al COVID-19
Como una muestra de solidaridad hacia mi persona, la primera cánula ultrasónica nasal
de alto flujo llevó el nombre de mi madre que recién había fallecido VILMA AIDA
PACHECO BERGES, siendo la primera cánula donada.

Un mensaje de esperanza:
La historia de los respiradores 100% chapines es un ejemplo inspirador de lo que se
puede lograr cuando la colaboración, la creatividad y el compromiso se unen para
enfrentar las adversidades.
Es importante señalar que los respiradores se fabricaron en el Instituto
Tecnológico Universitario Guatemala-Palín, ITUGS, con lo que queda demostrado
que cuando existe capacitación técnica instalada, se pueden dar resultados
palpables, que respondan a las circunstancias particulares del momento.

El respirador R-Xela es un respirador que mecaniza el proceso de proveer aire a un
paciente a través de un AMBU (Airway Mask Bag Unit), instrumento médico utilizado
para ventilar manualmente a pacientes con problemas de respiración. El R-Xela es un
ventilador de presión positiva que tiene por objetivo incrementar la presión
intrapulmonar durante la inspiración del paciente.
Es un símbolo de esperanza y un faro que ilumina el camino hacia un futuro más
saludable para Guatemala.

Facebook comentarios