Espacio Público

Omar Marroquín Pacheco

El espacio público es un espejo, que refleja la imagen de la sociedad que lo habita. El espacio público día con día, los automóviles (objetos privados) ocupan el espacio público, no solo circulando, sino que también estacionados, esta ocupación resta espacio para vegetación, circulación y mobiliario urbano.

En la fotografía se puede observar en ciudad de Guatemala, los cuidadores de vehículos, ponen barreras, para que los carros se parquean en el espacio público y ellos cobran una tarifa por el cuido de los mismos.

Tanto los urbanistas, como los arquitectos y sociólogos, deben de unir esfuerzos para poner a las personas como protagonistas en la ciudad que ocupan.

Las ciudades se deben ver con otros ojos, los arquitectos deben de plantear la vinculación y la relación del ciudadano y, mejorar el entorno urbano que comparten.

Hay que rescatar los espacios públicos, que hoy están deteriorados por no tener ninguna clase de mantenimiento, revitalizarse para que vuelvan a tener valor y actividad, darles color para quitarles lo plano que puedan tener por ausencia de color y darle valor también a la arquitectura construida.

Las ciudades han sido pensadas en la productividad, han sido diseñadas para el uso particular del automóvil, para la movilidad, el modelo urbano debe de repensarse en función de privilegiar los desplazamientos en transporte público, en bicicleta o caminando, no darle tanto protagonismo al automóvil.

El uso del automóvil ha expandido las ciudades, creando así una dependencia del mismo, dadas las distancias que se generan.

La fotografía muestra la 10 avenida A de la zona 1 Centro Histórico de Guatemala, donde empiezan a recuperarse espacios para ser consumidos por los peatones y ya no por los automóviles que consumen el espacio público, reduciendo el área de vialidad en la ciudad, este es un buen ejemplo de empezar a privilegiar a los ciudadanos versus los automóviles.

Se deben promover proyectos de regeneración urbana, donde las ciudades se convierten en verdaderos laboratorios urbanos, trabajando desde el micro urbanismo (problemas vitales), hasta el macro urbanismo, esto aunado a la educación urbana y el crecimiento económico.

Ciudades donde han dado prioridad al peatón, han sido exitosas, esto promueve el comercio y la socialización, es por eso que se debe de plantear en Guatemala toda una estrategia urbana de intervención.

Se deben de generar espacios urbanos útiles, en donde la pedagogía urbana es básica para poder entender la ciudad, con un sentido de pertenencia que genera un vínculo con el espacio urbano y los vecinos.

Las micro intervenciones son necesarias (estas pueden ser totalmente reversibles), ejemplo: cambiar las rutas habituales en las comunidades, intervenciones en el espacio público que sean amigables para todos los ciudadanos, procurando quitar todas las barreras arquitectónicas.

Los espacios públicos deben de pensarse en las personas y para el planeta, recuperando espacios abandonados y ponerlos en valor, pasar de una idea a una realidad (un objetivo sin un plan, es solo un deseo), generando espacios multiusos.

Facebook Comments Box
Comparte, si te gusto