Messi: ¿La gloria por perder prestigio?

Adrián De Benedictis

El desembarco de Lionel Messi en tierras francesas se concretó finalmente, y a partir de ahora comenzará una nueva aventura en un lugar diferente, muy lejos de la zona de confort en la que le tocaba transitar en Barcelona.

El rosarino continuará su carrera en una liga que se ubica en el segundo escalón de las consideradas top: Inglaterra, España, Italia y Alemania. Y si bien integrará un plantel de estrellas junto a Neymar, Leandro Paredes, Angel Di María, Keylor Navas, Gianluigi Donnarumma, Sergio Ramos, Marquinhos, Kylian Mbappé, Georginio Wijnaldum, Rafinha, entre otros, el impacto de lo que haga en Francia no será el mismo.

El dinero determinó que Messi continuara en ese país, con la consecuencia de que el nivel futbolístico del torneo sea menor al español. El París Saint Germain luchará lógicamente por todos los títulos posibles, a partir del presupuesto superlativo con el que cuenta. En esa nación, el duelo más complicado que tendrá en el campeonato será frente al Olympique Lyon, tanto en la ida como en la revancha, y algún rival que sea la revelación ese año. Los tres partidos más importantes que afrontará en el torneo.

En España no ocurría algo así, debido a que Real Madrid, Sevilla, Atlético de Madrid, e inclusive Valencia, estaban en condiciones de disputarle no sólo la Liga sino también la Copa del Rey o la Supercopa española.

El gran anhelo de los parisinos sigue siendo la Champions League, el certamen que nunca pudo obtener, y en el que en las últimas ediciones estuvo cerca al llegar a la final en 2020. Messi tuvo muy en cuenta eso en el momento de firmar su contrato por dos años. El torneo más competitivo de Europa es su mayor desafío antes de dejar la alta competencia, para tal vez cerrar su trayectoria en un lugar como Estados Unidos.

La incertidumbre será saber si el reciente campeón de la Copa América se conforma con enfrentar a rivales muy débiles y sin ninguna oposición seria. París Saint Germain ganó ocho de las últimas diez ligas francesas, y todo indica que le resultará más fácil recuperar el título con Messi en el campo de juego.

El Mundial de Qatar también marcará otro momento cumbre, ya que puede significar su retiro del seleccionado argentino. Messi, de esa manera, aspira a completar las próximas dos temporadas de la forma más gloriosa, con lo que puede ser ganar en el mismo año la Champions League y el Mundial 2022. Lo más curioso, es que todo eso lo puede lograr tomando distancia de la elite.

Fuente Página 12

Facebook Comments Box
Comparte, si te gusto