Urge descabonizar la arquitectura 2

Omar Marroquin

Este es un concepto que se maneja mucho en círculos y discursos políticos así como también en eventos ambientales globales, pero no han tenido eco en el campo de la arquitectura que sea capaz de impactar la forma de diseñar y de construir el mundo del mañana.

Hay que hacer consideraciones tanto del carbono operativo como del carbono incorporado:

El problema fundamental lo constituyen los edificios que ya están edificados, en los cuales los materiales ya están en su lugar, el carbón incorporado puede ser una consideración menos importante y entonces son los dueños de los edificios que deben alcanzar el carbono el carbono operativo cero.

Por el contrario en la construcción de nuevas edificaciones, la responsabilidad de los arquitectos al considerar solo un tipo de emisiones de carbono, puede proporcionar resultados engañosos sobre el verdadero impacto ambiental de una estructura.

Hay que evaluar detenidamente ya que algunos materiales pueden producir una baja producción de carbono incorporado sobre toda su ciclo de vida y viceversa, un edificio que no tenga buen aislamiento, regularmente tiene menos carbono incorporado, pero mayor carbono operativo en comparación de un edificio bien aislado.

Todo esto necesita un balance, ya que por ejemplo un equipo para ser fabricado deja una huella de carbono, por lo que es bien importante el criterio que el arquitecto tome en la construcción de nuevos edificios o renovaciones importantes en edificios existentes, en la elección de los materiales, en la optimización de la eficiencia energética y en lo posible generar la menor cantidad de huella de carbono.

Es de vital importancia enfocarse en las fases iniciales del proyecto:

El tema de las descarbonización, se debe de abordar desde el inicio mismo de la construcción, ya que las prácticas de diseño de bajas en carbono, principalmente a las que se refieren al carbono incorporado, son mucho más eficientes y rentables cuando se incorporan en las primeras fases de un proyecto.

En las primeras fases de un proyecto se pueden bloquear las posibilidades futuras en lo relativo a la utilización de algunos materiales que puedan afectar significativamente las emisiones de carbono incorporado. Por lo cual la responsabilidad del arquitecto esta centrada en la construcción, ya que al terminar el edificio por ejemplo la eficiencia energética es un tema que atañe al a los propietarios en donde nada tiene que ver el arquitecto.

Es importante la utilización de materiales ligeros:

La utilización de materiales livianos según estudios realizados en Brasil, indican que mientras más livianos son los materiales, brindan muchos beneficios ambientales, a manera de ejemplo si comparamos un sistema de tabique en tabla yeso y uno tradicional de ladrillo, el tabla yeso causaría un 63% menos en el calentamiento global y, un 49% de reducción en el uso de energía primaria, un 80% en el peso de del sistema de muros y un 36% en reducción de uso de agua dulce.

Existen otros sistemas de cerramiento que reducen significativamente las emisiones de CO2 dióxido de carbono, con lo que su incorporación son opciones tangibles y factibles para todos aquellos arquitectos que buscan soluciones ecológicas.

Comparte, si te gusto