Mirándo hacia 2019; ¿Colapso global?’ y después ¿qué?

Wim Dierckxsens y Walter Formento

¿Qué esperar a partir de las elecciones a término medio en EE.UU.?
Los grandes medios de difusión interpretan los resultados de las elecciones ??“midterm” en Estados Unidos de manera muy superficial y solo en función de la oposición entre republicanos y demócratas con un gran sesgo a favor de los demócratas por haber logrado una mayoría en el Congreso. La situación objetiva es que no hay tal triunfo de los Demócratas a como pretenden afirmar los principales medios controlados por el capital financiero globalizado al haber alcanzado una mayoría en el Congreso. Ni hay tampoco la amenaza inmediata de una guerra civil de que hablen tanto los medios desde el ascenso de Donald Trump a la presidencia. Pues, alrededor de una tercera parte de los estadounidenses se ha polarizado ?convirtiéndose en violentamente pro o anti-Trump, mientras que las otras dos terceras partes de ?la población es mucha más moderada.

Thierry ?Meyssan ve en el resultado de esa consulta, más bien un realineamiento político impulsado por Donald Trump. El resultado positivo es muy evidente: el ´impeachment´ de lo que tanto hablan los medios desde que asumió Trump la presidencia se ha hecho ?imposible y es más, Donald Trump dispone del apoyo de la mayoría de los gobernadores, lo cual hace ?posible incluso su reelección. ?Es importante también subrayar que el Senado está en manos de los republicanos donde se define la política internacional. Hay que destacar que absolutamente todos los candidatos republicanos que contaron con ?la presencia del presidente Trump en los lugares donde se sometían al voto resultaron electos. ?Los que rechazaron la ayuda de Trump fueron derrotados.

Los nuevos congresistas demócratas son jóvenes, partidarios de Bernie Sanders y muy hostiles ?al establishment del Partido Demócrata, comenzando por Hillary Clinton. Con ello queda claro que los globalistas perdieron no solo frente a los Republicanos sino incluso dentro del propio partido demócrata. Queda a la vista que Estados Unidos no se está ?desgarrando. El país más bien podría volver de manera duradera a una ?forma de hegemonía que no sería necesariamente imperialista. A largo plazo, Estados Unidos ?podría recuperar incluso su consenso constitucional, afirma Thierrry Meyssan.
Los principales perdedores de estas elecciones son, en primer lugar, la prensa y los grandes medios como CNN. A nivel de grandes personalidades Barack Obama no tuvo el impacto en estas elecciones de lo que sí consiguió Trump en esta consulta. Si ese proceso de consolidación del presidente Trump continúa, los medios de difusión como CNN más bien tendrían que ?renunciar a su retórica sobre el orden moral.

El Fascismo hoy: apariencias y esencia
Uno de los objetivos de las fuerzas globalistas fue evitar la integración de Eurasia bajo liderazgo de China con el proyecto de la Ruta de Seda. Los globalistas han provocado a través de la OTAN, la CIA y las fuerzas mercenarias como ISIS desastres en Siria causando muertes por todo lado y la destrucción del país. Provocaron así migraciones de millones de sirios y las mismas no solo se fueron a Líbano sino y también hacia la Unión Europea junto con flujos de pueblos africanos de fuga de sus países.

Estas olas migratorias provocadas se dieron especialmente en el contexto electoral de Europa en la primera mitad del año 2018 (vea nuestros análisis sobre las elecciones en Francia, Holanda y más tarde Alemania). Los grandes medios no nos informan sobre los desastres y genocidio que están provocando las fuerzas globalistas a través del apoyo a los mercenarios en Medio Oriente pero sí acusan a los gobiernos y los partidos políticos de nacionalistas y fascistas cuando procuran frenar dichos flujos migratorios a la Unión Europea. Nos preguntamos, ¿quiénes son los fascistas en este caso; ¿aquellos (incluyendo los grandes medios) que provocan genocidios en países enteros o los que procuran frenar a las olas migratorias que fomentan los primeros? Es obvio que los grandes medios globalistas no acusan asimismo, pero una investigación más a fondo podría llegar a la conclusión contraria.

Con las elecciones a término medio en Estados Unidos los globalistas de nuevo fomentan olas migratorias y esta vez de manera masiva a este país. El multimillonario y globalista Georges Soros parece haber financiado, a través de sus ONG´s, una caravana milenaria de centroamericanos, principalmente hondureños, hacia EEUU procurando de esta forma con el llamado ´Pueblo sin Fronteras´ influenciar las elecciones a favor de los Demócratas. Greg Hunter afirma que “The Migrant Caravan In Tijuana Is Part Of An Agenda Pushed By The Globalists” (www.siverdoctors.com, (November 23, 2018). Los mismos partieron del supuesto que estas campañas fomentan una actitud nacionalista y discriminatoria de rechazo a los inmigrantes actitud que los grandes medios lo caracterizan como populismo y hasta fascismo. De acuerdo con el filósofo y escritor Umberto Eco “la primera característica de un movimiento fascista o con tendencia fascista es el miedo contra los intrusos”. Esta característica por sí sola no define el fascismo. Es una característica prácticamente orquesteada por las fuerzas globalistas.

Hay un populismo televisivo o de Internet de los medios globalistas en el que la respuesta emocional de un grupo seleccionado de ciudadanos representa la Voz del Pueblo, afirma Humberto Eco en “Las 14 características del fascismo”. Hoy en día la élite financiera globalista es representada por los grandes medios como si fuera la Voz del Pueblo. Las noticias incluyendo especialmente los twitter del presidente Trump, que les contradicen son tildadas como ´fake news´. Eco afirma que para el fascismo el desacuerdo con la Voz del Pueblo es traición. Esta característica del fascismo caracteriza a los grandes medios globalistas. Así los globalistas logran tildar de fascistas a los partidos, gobiernos o países que se protejan más bien de las políticas genocidas de las fuerzas globalistas que al desmantelar el empleo en los países y al destruir incluso pueblos enteros provocan dichos flujos y los financian para conseguir sus objetivos. Viendo las cosas así nos podemos con razón preguntar quiénes son los verdaderos fascistas hoy. ¿No serán las fuerzas globalistas un candidato más serio para considerarlos como fascistas, aunque las apariencias producidas por La Voz del Pueblo (globalista) nos cuenta todo lo contrario?

La caravana de migrantes hondureños fue una trampa en la que han caído miles de centroamericanos que atravesaron el país azteca. Los medios nos informan que son 7 mil personas que intentaron llegar a los Estados Unidos. Después de las elecciones, sin embargo, vemos con sorpresa que el 20 de noviembre, la Secretaría de Gobernación de México dijo que las autoridades brindarían asistencia a 5.605 migrantes provenientes de Honduras, El Salvador y Guatemala, en las ciudades de Tijuana y Mexicali, ubicadas en el estado de Baja California, fronterizo con EEUU. Aparentemente con el resultado obtenido en las elecciones, las fuerzas globalistas (Demócratas) ya vieron por concluido su objetivo influir (con los flujos migratorios provocados) en las elecciones ´midterm´ en EUA. Su red financiera dejó de tener interés de seguir apoyando la caravana y ha sido el gobierno de Trump, quien a partir de ahí ha podido presionar al gobierno mexicano de buscar una solución local al asunto.

El embajador mexicano en EEUU, Gerónimo Gutiérrez afirmó ante Sputnik News que “México reconoce que existe una situación humanitaria importante y difícil en este momento. Y, por lo tanto, estamos brindando una respuesta humanitaria que consiste básicamente en ofrecer una posibilidad para que la gente solicite el estatus de refugiado en México”. Añadió que “también se ha trabajado para ofrecerles y reforzar un programa donde realmente tienen oportunidades de empleo en México. Y eso es precisamente en lo que estamos enfocados en este momento”. No obstante en Tijuana la población local se ha resistido con fuerza a recibir los grandes flujos de migrantes centroamericanos, fomentando así el nacionalismo en México.

La geopolítica del fundamentalismo religioso
Con la llamada «primavera árabe» iniciada en 2010-2011, la operación de la OTAN tenía como objetivo poner la Hermandad Musulmana en el poder ?en todos los países árabes, cueste lo que cueste. El principal objetivo de los globalistas sin duda hemos de buscar más en torno al área de influencia de China con el proyecto de integración de Eurasia alrededor del Proyecto de la Ruta de Seda alcanzando incluso las costas del Atlántico en Europa. Las fuerzas de la OTAN han logrado alinear los gobiernos europeos como unos verdaderos lacayos para iniciar una campaña de apoyo a los islamistas en Siria y a Medio Oriente en general. En 2018 inician una campaña en apoyo a los islamistas chinos internados ?preventivamente en campos de reeducación. Esta campaña occidental en defensa de los ?islamistas chinos se inició el 13 de noviembre de 2018 en el Consejo de Derechos Humanos de ?la ONU, (muy influenciado por las fuerzas globalistas) con sede en Ginebra. ?

La República ?Popular China –al igual que ciertos países occidentales– facilitó la partida de los islamistas hacia el ?Medio Oriente, creyendo erróneamente deshacerse de ellos. Sin embargo, las autoridades acabaron por darse cuenta de que el remedio era peor que la enfermedad ?ya que los islamistas que se iban a luchar en Libia y Siria servían de ejemplo a los nuevos ?islamistas reclutados en suelo chino. Numerosos atentados comenzaron a tener lugar, no sólo en ?las regiones musulmanas de China sino también en otras. ?

Los musulmanes que vivían en la región china de Xinjiang (o Sinkiang) disponían hasta ahora de ?numerosas dispensas que los exoneraban de ciertas leyes aplicadas a todos los chinos. ?Por ejemplo, podían tener varios hijos, cuando los demás chinos estaban autorizados a tener sólo ?uno. ?En el pasado, la CIA estadounidense apoyó en esa región china a los separatistas uigures, ?exactamente por las mismas razones que la motivaban a respaldar a los separatistas chechenos ?en Rusia. Actualmente, la CIA apoya a los yihadistas, lo cual resulta diferente aunque ?su objetivo sigue siendo debilitar a Pekín y Moscú.
Las fuerzas globalistas se han volcado en estos países debilitados, pretendiendo implantar una sociedad civil y religiosa a su imagen y semejanza y, eso sí, muy autoritarios y a su servicio. Y los lacayos de Europa lo han permitido. Es a esta (por los medios llamada) ´sociedad civil´ a lo que hace frente Putin desde hace varios años, prohibiendo que las ONG reciban fondos extranjeros, una medida por otra parte ya más extendida por el mundo. Frente a esta invasión musulmana, la Rusia de Putin, aunque inicialmente anclada en un principio de ateísmo, no ha tardado en acercarse al patriarcado de Moscú para contraatacar en su antigua zona de influencia soviética.

No hubo en América Latina la misma política, aunque igual apunta a la generación de gobiernos autoritarios inspirados en el fundamentalismo religioso. Co los millones de dólares que la Iglesia evangelista ha invertido en América del Sur acaban de comprar la octava potencia económica mundial (Brasil). Solo faltó poco para que Costa Rica, con su tradición civil y democrática cayera también en 2018. En África, son también los pentecostalistas quienes promulgan su odio hacia los demás y tratan de colocar a sus adeptos autoritarios en los Gobiernos. Es preciso entender que la política globalista apunta a un colapso económica a nivel mundial coyuntura en la que pretende instaurar un gobierno mundial autoritario con una moneda global y en el cuál estos gobiernos autoritarios les darían el apoyo incondicional.

Un colapso económico mundial anunciado; y ¿después qué?
Hoy en día Jerome Powell es el que preside la Reserva Federal (FED) de EE.UU. y sigue una política de restricción monetaria alzando las tasas de interés y retirando liquidez del mercado. La expansión monetaria se redujo en EE.UU. a partir de diciembre de 2013 y se paró en noviembre de 2014. En octubre de 2017, o sea al año del gobierno de Trump, comenzó la contracción monetaria, alzando tasas de interés y retirando liquidez del mercado. Analistas estiman que retirar una suma de 600 mil millones de dólares equivale a un aumento del 1% en las tasas de interés. De esta manera habrá que sumar al aumento de la tasa de interés que proyecta la Fed de 2015 a 2020 equivalente a 3.5% otro 3% por el retiro de liquidez que realizó la Fed. Un aumento real de la tasa de interés sería en tal caso del 6.5% de una base de interés de tasa cero 5 años antes. Es la política de restricción monetaria más espectacular de la historia de la Fed.

Con semejante política de restricción monetaria el pago de las deudas públicas y privadas se tornan más costosas y aumenta la posibilidad y seguridad de incapacidad de pagos fomentando así una crisis bursátil. No obstante la Fed, instancia privada manejada por las fuerzas globalistas, no señala estos riesgos. La Fed es manejada, así como los bancos centrales en general, por el Banco de Basilea, el banco de todos los Bancos centrales y en manos de las fuerzas globalistas. Esa institución así como el FMI buscan la centralización del poder económico a nivel mundial. La realidad es que la Fed conscientemente encamina la economía de EE.UU a una crisis bursátil y un colapso económico sin precedentes llevando con si la economía de todo Occidente y por lo pronto la del mundo entero.
Las élites globalistas incluso ven con muy buenos ojos el desmantelamiento de la Fed ya que esto abre el camino para la muerte del dólar como moneda internacional de referencia y la simultáneamente crea una coyuntura para la introducción de una moneda global de un nuevo orden monetario internacional manejada por las fuerzas financieras globalistas.

En una publicación de noviembre dela jefatura del FMI, Cristine Lagarde, que se titula “Winds Of Change: The Case For New Digital Currency”, el FMI argumenta a favor de la adopción de la crypto-moneda global para la política monetaria futura. Al mismo tiempo plantea que el rol de EE.UU. como centro del mundo y el dólar como moneda de reserva a nivel mundial ha de restringirse. Lagarde sugiere que la solución de todos los problemas fiscales sería la introducción de una crypto-moneda a nivel global controlada por el FMI. La única cuestión no abordada en el documento de Lagarde es cómo el FMI planea acoplar la canasta actual de monedas al proyecto de una crypto-moneda global, un tema evidentemente geopolítico que prefiere no abordar.

El presidente Donald Trump no tendría mayor problema con la política globalista de desmantelar la Fed pero no así con la introducción de una moneda global manejada por las fuerzas globalistas. La coyuntura que los globalistas buscan acabar con la Fed, es a la vez la coyuntura para acabar con las políticas de contracción monetaria. A partir de entonces las tasas de interés serán definidas en EE.UU por el Departamento de Tesorería, dando oportunidad de revertir la política de reducir la liquidez monetaria. Además no es nada seguro que los globalistas logren controlar con hegemonía la política monetaria global a través del FMI.

China y el nuevo Proyecto de una Formación Social a nivel de Eurasia en torno al proyecto multi-continental de la Ruta de Seda, lucharán por un mundo monetario multipolar. Lo que quiere decir es que la crypto-moneda global estará basada en diferentes monedas grandes en el mundo dejando lugar al dólar así como al euro y obviamente al yuan chino. China ya ha manifestado estar dispuesto a salvar la economía norteamericana ante la crisis de las monedas virtuales como el dólar y ha ofrecido garantías (de leasing) en oro a EE.UU para poder volver incluso al patrón oro. Lograrlo, y el año 2019 probablemente será el escenario, significaría el fin definitivo de las políticas globalistas en el mundo. Si se habla de una posible gran guerra a nivel mundial, hemos de adelantar que tal conflicto no será provocado por los gobiernos nacionalistas supuestamente fascistas sino por las fuerzas globalistas en su afán de imponer su voluntad al mundo entero y cueste lo que cueste. Es el momento donde se revelará el verdadero fascismo del siglo XXI. Sin embargo también es el momento y la coyuntura de una crisis final del capitalismo y la transición hacia una nueva era a como hemos abordado en nuestro último libro “El capital frente a su declive”.

.
Bibliografía consultada
Brandon Smith, IMF Reveals That Crypto Is The New World Order End Game. www.solverdoctors.com, 25 de noviembre de 2018
Brandon Smith, The Fed Will Continue To Tighten Until Everything Breaks. www silverdoctors.com 17 de noviembre de 2018
Thierry Meyssan, Qué nos dicen las “midterm” sobre el ?conflicto interno estadounidense?? . Red Voltaire, 13 de noviembre de 2018
Daniel LaCalle, The Next Global Financial Crisis, www.dlacalle.com, 31 de octubre de 2018
Jim Rickards, As Growth Slows Down, The Fed Will Be The Last To Know, www.dailyreckoning.com, 15 de noviembre de 2018
Simon Black, Here Are All The Ways Inflation Is Happening Today www.sovereignman.com, 8 de noviembre de 2018
Michael Snyder, Stocks Are Falling Again: Is The Fed Trying To Sabotage President Trump?, www.silverdoctors.com. 18 de octubre de 2018
Red Voltaire, Occidente asume la defensa de los ?islamistas chinos, 16 de noviembre de 2018 ?

Fuente: http://mariwim.info/?p=98

Te gusto, quieres compartir