Monsanto, condenada a pagar 289 millones de dólares por provocar cáncer. Bayer se desploma en bolsa.

La multinacional empresa Monsanto, fue llevada a la corte por primera vez en su historia acusada de que sus herbicidas son cancerígenos. Mientras que había información científica que apuntaba hacia la correlación entre el cáncer y químicos que se encuentran en sus herbicidas, el gigante de las semillas parecía haber menoscabado la evidencia con otros estudios científicos (probablemente pagados), hasta el punto de que existen más estudios que señalan que el glifosato no produce cáncer.

Pero las cosas han dado un giro dramático al menos según un juicio en California, que determinó que el jardinero Dewayne Johnson recibirá 289 millones de dólares en daños. Johnson es apena el primer caso de una lista similar que alegan que el herbicida Roundup es cancerígeno. Johnson fue el primero debido a que está la borde de la muerte, justamente por contraer cáncer al exponerse a este herbicida por varios años. Más de 800 personas esperan llevar a cabo juicios en contra de Monsanto.

La corte superior de California asignó 250 millones de dólares en daños punitivos y 39 millones en daños compensatorios. El abogado de Johnson dijo que esto no cambia el hecho que sus hijos perderán pronto a su padre, pero al menos vivirán cómodamente.

Monsanto afirmó que apelarán la decisión. Y la que será su compañía padre, Bayer, con la que se está fusionado (aunque anunció hace unos meses que desaparecerá el nombre Monsanto), también se sumó a la negativa y publicó un comunicado de prensa en el que rechazan que el glifosato que contiene el producto Roundup produzca cáncer. Lo bueno es que apelar le costará a Monsanto 25 millones de dólares al año en intereses por los daños. Si otros casos tienen los mismos resultados -aunque no se espera que sean tan categóricos- esto podría ser un durísimo golpe para esta empresa que es probablemente la que peor reputación tiene en el mundo, emblema de todo lo podrido que existe con la corporatocracia.

La OMS en el 2015 señaló que el glifosato es “probablemente cancerígeno para los humanos”. Los abogados de Johnson señalaron que el veredicto fue un triunfo para la salud del mundo.

Bayer se desploma en Bolsa hasta su nivel más bajo desde 2013 tras la condena a Monsanto por provocar cáncer

Las acciones de Bayer caían este lunes lunes más de un 10%, hasta su cotización más baja desde 2013, después de que un jurado de California ordenara a Monsanto, filial de la compañía alemana, pagar 289 millones de dólares a un jardinero con un cáncer terminal por no advertir sobre los riesgos que plantea su principal herbicida.

El caso contra Monsanto, cuya adquisición cerró Bayer en junio por 63.000 millones de dólares (55.370 millones de euros), es el primero de más de 5.000 demandas similares sobre herbicidas con glifosato de la compañía, entre ellos su marca Roundup, en todo Estados Unidos.

Monsanto dijo el viernes que apelaría el veredicto, que es el último episodio de un prolongado debate sobre si la exposición al Roundup puede causar cáncer. El tribunal de Estados Unidos encargado del caso dictaminó que la compañía no había especificado que el herbicida Roundup, que usó el jardinero a diario durante varios años y cuyo principio activo es el glifosato, podía provocar cáncer.

“El veredicto del jurado se contradice con el peso de la evidencia científica, décadas de experiencia en el mundo real y las conclusiones de reguladores de todo el mundo que confirman que el glifosato es seguro y no causa linfoma no Hodgkin”, dijo Bayer en un comunicado, refiriéndose al tipo de cáncer del demandante.

El caso del jardinero escolar Dewayne Johnson, presentado en 2016, fue acelerado para el juicio debido a la gravedad de su linfoma no Hodgkin, un cáncer del sistema linfático que, según alega, fue causado por Roundup y Ranger Pro, otro herbicida con glifosato de Monsanto.

Durante el cierre de la transacción de compra por parte de Bayer, la compañía alemana adelantó que suprimirá la marca corporativa Monsanto y únicamente dejará operativas algunas submarcas comerciales para ciertos productos por su popularidad en el mercado. Igualmente, no negoció ningún pago de los accionistas de Monsanto por litigios relacionados con Roundup.

Con información de Pijamasurf, Publico.es, La Jornada

Te gusto, quieres compartir