Energía Y Renovación “Víctima De Los Violentos Radicales” Y La Nueva Estrategia De Gobernabilidad Sobre La Resistencia De Yichk´Isis

Por Francisco Simón Francisco – Guatemala, 27 de junio de 2018

El presente texto, es parte del proyecto de investigación híbrido y multidiciplinario denominado “entre ríos“, que documenta desde hace seis años el despojo y la organización comunitaria en la región Q´anjob´al. Está conformado por periodistas, un historiador, un estudiante de sociología Maya Q´anjob´al, un filósofo y poeta, una historiadora y feminista y las autoridades ancestrales de esta región. El objetivo es comprender los procesos de construcción de la historia reciente de resistencia y de defensa de la vida, reflexionar y compartir con las personas que estén interesadas en conocer nuestra lectura sobre esta realidad específica, ya que permite explicar a nuestro juicio lo que ocurre en todo el país, desde llegada e irrupción de los megaproyectos, en la vida cotidiana de los pueblos.

El jueves 7 de junio, en el marco de la Defensa de los Derechos Humanos, Front Line Defenders cuyo objetivo principal es proteger a los defensores/as de los derechos humanos en riesgo, personas que trabajan de forma no violenta, otorgó un reconocimiento de manera oficial a la Resistencia Pacífica de la región norte de Yichk´isis, como respuesta ante sus mecanismos de luchas sociales y colectivas frente a la imposición de dos hidroeléctricas que operan en el territorio Chuj. Esta región está ubicada en un contexto fronterizo, caracterizado por ser un corredor biológico y migratorio del municipio de San Mateo Ixtatán, Huehuetenango.

A pesar de los constantes ataques armados, amenazas, migración forzada, asesinato, detenciones ilegales provocadas por la empresa Energía y Renovación, que tiene a su cargo dos generadoras de hidroeléctricas, la región de Yichk’isis ha logrado consolidar y reivindicar sus formas de resistencia en conjunto con sus autoridades regionales, alcaldes auxiliares, Consejos Comunitarios de Desarrollo (Cocodes), comités locales y autoridades ancestrales. Esta consolidación social de la región, significa una respuesta clara frente a las estructuras de poder militar, económico y político que maneja la empresa para imponer a toda costa sus falsos proyectos, mantener la subordinación y la hegemonía sobre el territorio, el agua y los ríos de una región diversa en términos culturales y étnicos.

La empresa Energía y Renovación, que anteriormente se llamaba Promoción de Desarrollo Hídrico (PDHSA), ha utilizado distintas plataformas para deslegitimar la constante movilidad de los comunitarios en la región de Yichk´isis. En un primer momento planteó un discurso manipulado para cooptar líderes comunitarios de las ocho aldeas y tres caseríos que conforma la región, compró las voluntades de líderes religiosos como animadores de la fe, pastores de las iglesias evangélicas; líderes sociales como cocodes, comités de tierra, de agua, y parcelarios de las comunidades; por último líderes civiles, como comerciantes, ex patrulleros y algunos supuestos ex guerrilleros.

En un segundo momento, la empresa creó una tipología de perfiles de los líderes que se oponen a sus intereses, comenzó a identificarlos como antisociales, terroristas, guerrilleros, entre otros. En un tercer momento utilizó a los medios corporativos a sus fines para exponer un discurso tergiversado sobre los líderes comunitarios, sobre la resistencia pacífica y los mecanismos de luchas comunitarias a través del poder local.

En un texto publicado y firmado por el Periódico el 10 de junio de 2018[1], se caracteriza a la región como un lugar ingobernable, el rostro de la guerrilla, con líderes violentos, y radicales, calificando a la región en términos generales como el lugar a donde nadie quiere llegar, aduciendo a los comunitarios legítimos y originarios de la región de Yichk´isis y que gracias a ellos, en la región existen nacimientos de ríos, montañas, animales y una circulación armoniosa de todos con la naturaleza. Por supuesto, no es la primera vez que se representa a los pueblos Chuj de esta manera. Más bien todas las publicaciones en los medios corporativos históricamente, nos han representado así.

Los actores locales que respaldan a la empresa

Actualmente existen varios actores que van articulando fuerzas para respaldar el trabajo de la empresa, uno de ellos es el alcalde municipal actual, Andrés Alonso Pascual Alonzo, quien autorizó dos hidroeléctricas por trescientos mil quetzales. El primero denominado “Generadora San Andrés Sociedad Anónima” que contempla el uso del caudal del rio Yalwitz, por un costo de 200 mil quetzales y el segundo denominado “Generadora San Mateo Sociedad Anónima” que contempla el uso de los ríos Pojom y Negro por un costo de 100 mil quetzales. Otro de los actores claves para la empresa es el Estado a través del uso de la fuerza pública (soldados y policías), quienes desde la propiedad privada de la empresa operan con violencia, ataques, uso exceso del poder militar para controlar la circulación de los comunitarios que resisten y asisten a las reuniones regiones, dos casos concretos (son las vividas por las comunidades de Yulch´en Frontera y Bella Linda) por otro lado privilegian las formas organizativas de aquellos lideres que son afines de la empresa para atacar con armas de fuego contra los sujetos que defienden el territorio (ejemplo claro es el asesinato de Sebastián Alonzo Juan de 72 años, quien se encontraba en una manifestación pacífica, el 17 de enero, del año 2017).

El escenario de estos actores se asocia al discurso de los medios corporativos -que anteriormente se ha descrito-. El último publicado en el Periódico[2] vende en al imaginario público, la imagen de la empresa “como la victima de los violentos radicales”, obviando que aquellos supuestos violentos radicales son defensores de los derechos colectivos e individuales.

Las descripciones anteriores, convergen en un mismo objetivo “institucionalizar la violencia” y justificar la presencia de la fuerza pública del Estado a través de un Estado de sitio en el territorio Norte de Yichk´isis, tienen objetivos específicos en común como la militarización del territorio, justificar que la región es un territorio violento, para luego operar sus actividades correspondientes que es la mercantilización de los ríos, y la acumulación del capital económico a costa de la marginación y la criminalización de una población diversa étnicamente.

Frente a este escenario existe otro actor supuestamente mediador –AYSSA y Funtedegua-. Son agencias empresariales creadas a fines de la empresa Energía y Renovación que contemplan negociar y dialogar con líderes de la región para crear mecanismos de desarrollo y gobernabilidad. Como han manifestado en algunos medios de comunicación a través de conferencia de prensa, los integrantes de estas agencias crecen tener una razón y una voz crítica y son los idóneos e ideales para dialogar con la empresa y buscar sus objetivos. Han evidenciado a través de sus discursos, que excluyen a los líderes verdaderos de la región, lo que significa que estas mesas de diálogo favorecen a la empresa y no son representativas de las posiciones de la población respecto al funcionamiento del supuesto proyecto. Las condiciones de participación benefician a ciertos actores que no tienen representatividad en el municipio.

Lo que maneja la empresa Energía y Renovación actualmente, son estructuras económicas empresariales aceleradas, construyen nuevos patrones culturales en la mirada de sus líderes simpatizantes para crear escenarios a nivel local, escenarios que responden a la lucha popular y de protagonismo, lo que significa cristalizar las relaciones con la empresa a través de condiciones de trabajo, ayuda comunitaria, políticas asistencialistas y no integrales.

¿De qué desarrollo hablan?

En los últimos días, la empresa a través de medios escritos a sus fines, justifica que prevalece la conflictividad en la región de Yichk´isis y que grupos organizados impiden el desarrollo, insisten que existen una tensión y un conflicto. ¿Quiénes son los actores de esa conflictividad? ¿quiénes impiden el desarrollo?

A criterio de los comunitarios que defienden sus derechos en la región, el desarrollo que plantea la empresa se encamina a la dinámica de despojo, a la reterritorialización y a la transformación de los medios de sobrevivencia (territorio, montañas, agua y ríos) en medios de producción capitalista.

La llegada de la empresa en el año 2011 en la región de Ixquisis, implicó el rompimiento del tejido social, la pérdida de confianza social, la solidaridad y el rostro de la empresa se convirtió en motor de violencia y entidad de conflicto. Que a criterios de muchos, son los que inducen a sus líderes allegados a ellos, a operar con violencia.

La gente de la región de Yichk´isis, está consciente que la luz es una necesidad y un derecho como pueblo, sintetizan que las autoridades nunca consultaron a la población sobre qué tipo de desarrollo querían, lo que significa que ellos sí tienen sus mecanismos de vivencia, de sobrevivencia y rechazan que el hecho que tienen esa necesidad no implica que la empresa tenga todo el derecho para imponer sus proyectos y comercializar los ríos.

Sobre la movilización pacífica de los comunitarios de la región de Yichk´isis, la empresa identifica patrones de confrontación por medio de la Policía Nacional Civil, el ejército y la seguridad privada, lo que deja en evidencia, que son causantes de vulnerar los derechos integrales de los sectores movilizados y organizados en el marco de la acción colectiva.

[1] “San Mateo Ixtatán DESAFIA EL ABANDONO“. Publicado el 10 de junio en un inserto de 8 páginas a favor de la empresa.

[2] “San Mateo Ixtatán DESAFIA EL ABANDONO“. Publicado el 10 de junio en un inserto de 8 páginas dedicadas a propaganda a favor de la empresa.

Te gusto, quieres compartir