Ave fénix

Lorena Medina

Muere por dentro la esperanza
Huye despavorida la ilusión de vivir.
El dolor y la rabia habitan entre la cama y la cocina. La espalda encorvada por el peso de salir con el pelo en la cara, para no mostrar los golpes infames del enemigo íntimo.

Muere por dentro la poesía, la canción se apaga. Callan los pajarillos sus alegres trinos.
El sol no da calor y lo humano queda desterrado.

Los gritos inundan el corredor. La neblina enceguece los ojos. Dientes apretados y manos vacías, un estómago que se estremece. El viento no fluye y todo se vuelve gris. Risas burlas, morbo y dolor a puerta cerrada.

Muere algo por dentro, cuando el golpe se estrella en una mejilla femenina; el escote oculta los vestigios del maltrato y la ira del macho.

Pero resucita la flor marchita, vuelve a cantar el ruiseñor; se abren los caminos y suelta amarras el velero para hacerse a la mar, cuando la mujer sobreviviente triunfa en esa batalla campal.

Ella decide romper con el silencio, los prejuicios y se hace escuchar para ganarle a la muerte y a la impunidad…

Exorcizando siglos de cultura misógina, del maldito y perverso sistema patriarcal, resucita cada día, se rebela y se da el permiso de volver a sentir, de vivir plenamente y de armarse y de regalarse una nueva oportunidad de volver a amar.

Texto y dibujo: L.Medina

Te gusto, quieres compartir