Una historia ilustrada de las campañas publicitarias para vender tabaco

1216963805Por: pijamasurf

¿Fumar o no fumar? He ahí la cuestión.

La industria tabacalera ha invertido millones de dólares durante años para hacernos creer que fumar es bueno –mientras la industria de la salud ha invertido otro tanto en hacernos creer lo contrario. La lógica de ambos lados ha echado mano de la ciencia –a veces, de manera inescrupulosa– y, más regularmente, de factores subjetivos del fumador: la culpa, el sex appeal, el estrés, deportistas, socialités, intelectuales, todo es argumento para fumar o no fumar.

79651423

En México, las campañas visualmente agresivas en las cajetillas de cigarros han tratado de desincentivar el uso del tabaco con imágenes de pulmones carcomidos, ratas muertas, bebés enfermos y mensajes que fomentan la culpa del fumador, de una manera muy poco ética.

712236331

Pero las campañas publicitarias en cajetillas de cigarros se remontan a principios del siglo XX, cuando fumar era todavía una actividad inocua, a medio camino entre una tradición semi-aristocrática y un hábito normalizado.

66552933

La percepción popular del cigarro y la construcción de la industria publicitaria de la imagen del fumador es el tema de la exhibición online Selling Smokes: Tobacco Advertising and Anti-Smoking Campaigns, realizada en conjunto por las universidades de Yale y Harvard, además de la Biblioteca Médica John Hay Whitney. Es una historia ilustrada del tabaquismo, mostrando todos los conceptos que los publicistas (como Don Draper, genio de la publicidad de Mad Men hace con Lucky Strike) utilizan para vender un producto que en realidad se vende solo.

1754902131

 

Te gusto, quieres compartir