Hasta Siempre MADIBA

Nelson-MandelaCon profundo dolor se recibe la muerte de Nelson Mandela, premio Nobel de la Paz en 1993.  Un hombre de pueblo que representó la dignidad de todos los oprimidos del mundo.

El presidente Zuma ha recordado a Mandela como el “padre fundador de la nación democrática sudafricana”. Su fallecimiento ocurrió en paz, ha dicho, en companía de sus seres queridos.

“Aunque sabíamos que este día llegaría, nada puede mitigar la profunda pérdida. Su incansable lucha por la libertad le hizo ganarse el respeto del mundo”, ha destacado el presidente, que también ha querido recordar los “sacrificios” de su predecesor, así como su “humildad” y su “humanidad”, destaco.

En un discurso televisado a nivel nacional, Zuma aseguró que Madiba, como era conocido entre amigos por pertenecer a la etnia xhosa,  será enterrado con un funeral de Estado completo y ordenó que las banderas ondeen a media asta.

La salud del expresidente era bastante precaria, pese a haber abandonado el hospital el pasado septiembre en el que permaneció tres meses. Su estado seguía siendo crítico cuando el equipo médico decidió que podía volver a su casa de Houghton, en la capital surafricana bajo el mismo nivel de cuidados intensivos.

Tras pasar 27 años en prisión para, a su salida, guiar a Sudáfrica hacia la democracia tras un pasado de violencia y sangrientos enfrentamientos, Mandela se convirtió en un héroe para los surafricanos y en un ejemplo de lucha por la libertad y la igualdad en todo el mundo. Emergido de las tinieblas rurales, desafió y venció al poder del Gobierno de la minoría blanca, dándole al Siglo XX una de sus figuras más respetadas.

 

 

 

 

Te gusto, quieres compartir