La crisis ambiental latinoamericana

mineriaOmar Marroquín Pacheco

La minería o extracción de recursos naturales se ha convertido en una causa de conflictividad, tanto ambiental como social que hoy por hoy enfrentan muchos países de la región.  Algunas consecuencias: ecosistemas desgastados y degradados, contaminación de los suelos, el aire y las fuentes hídricas; problemas de salud para las poblaciones circundantes tanto humanas como de especies animales.

Al empezar la explotación de una mina a cielo abierto, se estima que se requieren 9 toneladas de explosivos para extraer 1 gramo de oro.

Los trozos de piedra con oro son separados y llevados a una planta trituradora, para llevar a cabo dicho proceso se estima que se necesitan 10 toneladas de cianuro y 300 m³ de agua potable por día.

Al estar las rocas de menor tamaño se separa nuevamente el material que contiene oro, empezando un proceso de lixiviación por cianuro, este componente altamente tóxico se utiliza para separar la roca del oro.

Imagine el amable lector que para producir un anillo de oro, es necesaria la utilización de 18 toneladas de residuos tóxicos.  Estos residuos están compuestos por metales pesados altamente tóxicos, que se utilizan durante los procesos de extracción (mercurio y cianuro).

El 5 mayo 2010, el Parlamento Europeo, prohibió el uso de tecnologías mineras a base de cianuro. En Latinoamérica sin embargo solamente Ecuador, Argentina, y Costa Rica han logrado su prohibición. Los inicios de estas actividades en el continente americano datan de tiempos coloniales.

Según el observatorio de conflictos mineros en América Latina el número de conflictos en la región asciende a 189 y, se estima que son más de 197 comunidades afectadas; de las cuales seis corresponden a Guatemala.

Otros minerales extraídos de las minas son: plata, níquel, plutonio, hierro, cobre, uranio, zinc, estaño. Los países que más contaminan con mercurio en minería de oro son en su orden de contaminación: China, Indonesia, Colombia, Brasil, Perú.

 

Te gusto, quieres compartir