Brasil el objetivo

Redacción Público /Deportes

La selección de Guatemala inició el camino rumbo a la copa del mundo, Brasil 2014 con un triunfo ante San Vicente y las Granadinas. Está semana se medirá contra Belice, el otro integrante del grupo.

Belice es el equipo más fuerte del grupo. Pero no debería representar ningún para el combinado guatemalteco.

Lo visto hasta ahora, tampoco es motivo para ilusionar a nadie. Los partidos de está ronda, por mucho que se digan, no deben significar mayor problema para la selección nacional. Los verdaderos escollos están por venir.

Pero también hay que ser realistas. Con el nivel de juego de está selección y los rivales que nos tocaría enfrentar, las cosas no serán fáciles para obtener un plaza para el próximo mundial.

En su primer partido, al equipo de Almeida le falto concreción. Ante un equipo débil el partido se pudo complicar, al margen de la confianza que pueda dar el medio campo, la definición es algo que hay que trabajar a fondo.

Aún no hay una idea de juego, ni un equipo armado. Chalo Romero sigue siendo un jugador que le puede dar orden y movilidad al equipo, pero ya no tiene ni el nivel ni las energías de antes y eso puede jugar en contra a la hora de enfrentar a rivales de mayor jerarquía.

Se debe trabajar mucho para mejorar. Se debe asumir con responsabilidad este reto y no pretender que con ilusión ya todo esta resuelto.

Te gusto, quieres compartir