Más voces alertando del colapso neoliberal

Por Mario Rodríguez/Públicogt.com

El académico Immanuel Wallerstein, investigador en la Universidad de Yale dice claramente: “Se vienen años de incertidumbre y caos mundial”. El dólar, la principal moneda de reserva a nivel mundial ha entrado en un proceso de pérdida de valor, ese recurso es “el último poder serio que mantenía Estados Unidos”, ha dicho en una entrevista que Sally Burch de la agencia Alainet le hace recién.

En la misma línea se manifiesta el afamado centro de análisis prospectivo francés GEAB. Dice este tink talk europea que el 2011 será globalmente el año más caótico desde el inicio de la crisis. En su nota pública GEAB N°56-Especial de Verano 2011 del 17 de junio de 2011 se refiere a la situación de la deuda pública de los países europeos, diciendo que la insolvencia del sistema financiero mundial, y en primer del lugar sistema financiero occidental, vuelve nuevamente a protagonizar la escena después de un poco más de un año de políticas cosméticas que pretendían sumergir este problema fundamental inundándolo de liquidez.

Y con una contundencia fatalista sentencia: Estados Unidos reinicia la recesión. Europa va más despacio como China e India. La ilusión de una reactivación mundial ya desapareció. Es por otra parte una situación muy inquietante que explica por qué las grandes empresas acumulan caja: ellas no quieren volver a encontrarse como en 2008/2009 dependiendo de los bancos también sin efectivo.

Tanto Estados Unidos como el Reino Unido, las dos principales plaza financieras del mundo, se encuentran en problemas. La guerra de las divisas, la lucha de Wall Street por debilitar al euro y la falsa ilusión de mantener el eurobono para mantener a flote la deuda pública europea mediante la participación privada hará que pronto se forme una nueva burbuja especulativa.

Por su parte la revista América Economía en su edición digital publica bajo el título “las tormentas que se avecinan” una análisis de las consecuencias del default griego, las presiones del Banco Central Europeo sobre los países con crisis de deuda pública y la intervención del Fondo Monetario Internacional, para apaciguar el desastre sin lograrlo. La desaceleración china es otro de los factores que menciona en la ecuación de la crisis que se vive.

Y si existe algún incrédulo aún, basta con leer las declaraciones de uno de los hombres más ricos del mundo, el multimillonario Warren Buffet, el mismo que citan los neoliberales criollos a diestra y siniestra cuando habla de la crisis. En su último artículo publicado por el famoso New York Times, dice que en estos tiempos de crisis, indica Buffett, “nuestros líderes han pedido un ‘sacrificio compartido’ (entre los estadunidenses). Pero cuando hicieron esa solicitud, me exceptuaron. Indagué con mis amigos megarricos para ver qué dolor esperaban. Pero ellos tampoco fueron tocados”.

El multimillonario llama a pagar impuestos a los megarricos, como el mismo se hace llamar. “Mis amigos y yo hemos sido suficientemente consentidos por un Congreso amistoso con los multimillonarios. Es momento de que nuestro gobierno tome en serio eso del sacrificio compartido”.

Cuando uno de los hombres más ricos del planeta, llama a pagar impuestos para enfrentar la crisis y reactivar la economía, es momento de poner las barbas en remojo y comprender que el modelo neoliberal está tocando fondo. No hay que permitir que el muerto reviva. De lo contrario viviremos en una crisis perpetua, sufriendo las consecuencias mientras los megarricos viven a sus anchas.

Anuncios Google


Te gusto, quieres compartir