Jubileo Sur impulsa campaña ¡Banco Mundial fuera del Clima!

El Cambio Climático es una de las crisis más graves enfrentadas por la humanidad y por la Tierra misma. Se necesitan niveles de financiamiento sin precedentes para apoyar a la gente, las comunidades, los pueblos y naciones en sus esfuerzos por enfrentar los impactos del cambio climático tanto presentes cuanto futuros y hacer una transformación tanto sistémica como tecnológica para prevenir peores catástrofes y restaurar al planeta.

Muchos gobiernos de países del Norte y el mismo Banco Mundial han estado presionando activamente para dar el mandato al Banco Mundial para que este juegue un papel central en el financiamiento para el clima. Este es uno de los temas críticos que se están debatiendo en las negociaciones internacionales que tienen lugar ahora en Cancún, México, entre los gobiernos de más de 190 países. Y continuará siendo un tema candente en las sesiones futuras del CMNUCC.

La naturaleza del Banco Mundial como institución prestamista, su estructura, antecedentes y políticas, y el paradigma de “desarrollo” que promociona, están en contradicción con los principios de un financiamiento para el clima que sea justo, equitativo y efectivo. Las instituciones financieras internacionales han contribuido en el fuerte endeudamiento de los países del Sur, imponen políticas que hacen daño a las personas y al medioambiente, financian proyectos de combustibles fósiles que profundizan la crisis climática, apoyan corporaciones privadas a costa del interés público; son gobernadas por estructuras no democráticas y operadas sin una responsabilidad y transparencia totales. No se puede y no se debe confiar, en estas instituciones, el financiamiento para el clima.

Te gusto, quieres compartir